Cómo saber si mi perra tiene embarazo psicológico: síntomas

Tener una mascota es una gran responsabilidad, debes comprender cada una de sus acciones, y las razones por las que las realiza. Por esto, si observas que tu perra tiene una conducta extraña, como si su juguete fuese uno de sus cachorros, debes conocer todo lo relacionado a ¿Cómo saber si mi perra tiene embarazo psicológico?

cómo saber si mi perra tiene un embarazo psicológico

¿Qué es y cómo saber si mi perra tiene un embarazo psicológico?

Si comienzas a notar que la conducta de tu perra cambia, y ahora, tiene a su peluche o juguete cuidándolo como su hijo, lo más seguro es que esté ante un embarazo psicológico. Este se origina como consecuencia de un desequilibrio hormonal en su metabolismo, haciéndola creer que está embarazada.

No es algo de lo que debas preocuparte, incluso, es más normal de lo que crees, y en cualquier etapa de su desarrollo seguramente se pueda presentar. Además, anteriormente era una de las formas en las que se protegían todos los cachorros cuando se encontraban en manadas, cada una de las perras actuaba como madre para darles la seguridad que necesitaban.

La duración del embarazo psicológico en perros depende del organismo de cada una, generalmente comienza a aparecer después de mes y medio que ha finalizado la etapa de celo cuando estas aún no han sido embarazadas.

Para saber que tu mascota está atravesando un embarazo psicológico de perros lo primero que debes verificar la conducta que adquiere, los síntomas y la forma de alimentarse. Sin embargo, más adelante se mencionan detalladamente las características que te responderán tu duda.

Causas del embarazo psicológico en perros

Como se mencionó anteriormente la causa se debe a un desequilibrio hormonal que se presenta justo al finalizar el celo de las perras. Después de este proceso, se genera un quiste que tiene por nombre cuerpo lúteo, esto se origina cuando el óvulo sale.

Leer también:  ¿Por qué los perros comen hierba para vomitar?

El cuerpo lúteo es el encargado de que en caso de estar embarazada, toda esa etapa se lleve a cabo sin ningún inconveniente. Pero, cuando la perra no tiene crías, este no debería estar presente, sin embargo, como consecuencia de algunos cambios hormonales se encuentra activo, y es lo que le da el nombre al embarazo psicológico.

Además, algunos especialistas creen que es una conducta que se originó con la evolución y como un mecanismo de supervivencia, así, en cualquier circunstancias las perras están en capacidad de criar cachorros de otras madres. Incluso, pueden amamantarlos, y así continuar con su vida aunque ya su madre no esté.

Síntomas

Los síntomas del embarazo psicológico pueden variar de una perra a otra, sin embargo, suelen ser prácticamente los mismos. Aunque se dividen entre cambios físicos y los psicológicos como tal.

  • Crecimiento de las mamas.
  • Aumento o inflamación del abdomen.
  • Producción de leche. Esto debido a que existe una estimulación en las hormonas encargadas de esto.
  • Sus juguetes o cualquier otro objeto, lo cuidan como si fuesen sus hijos.
  • Se notan muy ansiosas e inquietas.
  • En algunas ocasiones pueden tener incluso señales de que van a parir.
  • Preparan el lugar en donde tendrán a sus »cachorros».
  • El apetito disminuye.
  • Lloran constantemente.
  • Se niegan muchas veces a salir de la casa.

Debes estar atento a estos cambios significativos, ya que, a pesar de que no sean tan »grandes» en caso de que observes algún desajuste anormal, debes llevarla al veterinario lo más pronto posible.

Cómo saber si mi perra tiene un embarazo psicológico

¿Cuál es el tratamiento para el embarazo psicológico de mi perra?

Generalmente, no necesita de un tratamiento ya que es un proceso que atraviesan naturalmente, y así mismo desaparece. Sin embargo, en algunas circunstancias se hace necesario recetar medicamentos o terapias a la perra, esto ocurre cuando:

  • Existe una producción muy excesiva de leche, que puede generar una mastitis por la acumulación. En este caso el veterinario receta antiprolactínicos, para ayudar a que la prolactina (hormona estimulada) disminuya sus niveles.
  • Trastornos graves de la conducta, para esto el médico receta ansiolíticos, y así, tranquilizar a tu mascota.
  • El embarazo psicológico se presenta en un 60% de los casos, y una de las mejores opciones para evitar su aparición es realizar la esterilización de la mascota.
Leer también:  ¿Por qué los perros tienen la nariz húmeda? Temperatura y salud

¿Qué hacer para ayudar a mi mascota?

Esto es lo que normalmente, se lleva a cabo, ya que los síntomas no son graves. Lo más aconsejable es que tu mascota se encuentre en constante actividad para que se divierta y entretenga.

  • Además, debes evitar que sus mamas se vean estimuladas con lamidos, ya que, de esta forma puede disminuir la activación de la prolactina.
  • Aumenta la actividad física que realiza.
  • Recoge todos los objetos, juguetes, o peluches que pueda utilizar como hijos.
  • Disminuye su consumo de agua.

Generalmente, este proceso puede durar tres semanas, después de este tiempo la perra se observa decaída y con mucha más sensibilidad. Por esto, en ese momento es cuando necesita más atención y cariño de tu parte. Puedes conocer las Pruebas caseras para saber si mi perra esta embarazada