Mi perro tiene problemas en las rodillas ¿Qué hago?

Tener una mascota requiere de mucha responsabilidad y estar atento ante cualquier cambio físico o emocional, porque sí, los animales también se enferman al igual que los humanos. Sin embargo, cuando notas que su caminata no es normal, o no es la misma de siempre, lo más seguro es que exista algún inconveniente, y seguramente estás pensando mi perro tiene problemas en las rodillas, no debes preocuparte es una alteración que tiene tratamiento y solución.

mi perro tiene problemas en las rodillas

¿Cómo saber si mi perro tiene problemas en la rodilla?

Los problemas en las rodillas son muy frecuentes en los perros, porque se rompen los ligamentos como consecuencia de diferentes razones. Lo primero que debes entender es que las articulaciones de sus rodillas tienen inestabilidad, si se comparan con las de otras zonas del cuerpo, y este es uno de los motivos por los que estas alteraciones se presentan muchas veces.

Generalmente estos problemas también se presentan después de que el perro ha recibido un golpe, o algún trauma que afecte la estabilidad de sus articulaciones. Incluso, se trata de una zona tan delicada que hasta por realizar un ejercicio muy intenso, pueden comenzar a caminar con dificultad hasta descansar y lograr recuperarse.

¿Cómo es la estructura de la rodilla de mi perro?

Para comprender mejor la fragilidad de esta zona debes conocer su estructura, es importante saber que, la articulación central de las rodillas de tu mascota es lo que les otorga la agilidad de movimiento en sus patas traseras. Asimismo, también tiene incluidas dos articulaciones más, una entre el fémur y la tibia, mientras que la otra está entre el fémur y la rótula.

A su vez, entre estas articulaciones también se encuentran algunas estructuras que le permiten hacer los movimientos para flexionar y extender sus patas. Los ligamentos son estructuras que le brindan a las patas caninas la fuerza y firmeza que necesitan al caminar o correr, también para soportar todo el peso de tu mascota. Los principales son los colaterales y los cruzados, así, de esta forma, pueden moverse por cualquier parte sin ningún problema.

Leer también:  ¿Cómo comunicarse con los perros?

Cuando se rompe uno de estos ligamentos se produce una dificultad al caminar, este problema se puede presentar sobre todo en los perros grandes que tienen sobrepeso u obesidad, por ejemplo.

Entonces, la única forma de saber el momento en el que tu mascota presenta algún problema en sus rodillas, es observar cómo es su caminata y si existe algún cambio. De ser así, debes llevarlo a un veterinario para estudiar las verdaderas causas de este problema, además de tener un diagnóstico correcto con el que pueda recibir un tratamiento.

¿Qué son los meniscos?

Los meniscos funcionan como otra de las estructuras importantes de tu mascota que participan en su movilidad. Son piezas de tejido de cartílago con mucha elasticidad para permitir que cualquier tipo de impacto al saltar o correr pueda ser amortiguado y no genere lesiones. Además, se encargan de que el fémur y la tibia puedan acoplarse correctamente.

Este punto también es importante, porque otra de las razones por las que puedes pensar mi perro no dobla la plata, o a mi perro le duelen las rodillas, es por una alteración en los meniscos. Y, es una situación que se puede generar en los perros de diferentes razas, incluso sean grandes o pequeños. Frecuentemente la causa de esto es por un golpe muy fuerte o un movimiento muy brusco.

mi perro tiene problemas en las rodillas

¿Cuáles son los síntomas cuando mi perro tiene problemas en las rodillas?

Como se mencionó anteriormente los problemas en las rodillas son muy frecuentes en los perros, sobre todo si se encuentran en un peso que no es el ideal para ellos, o también por otras razones, sea cual sea el caso, los síntomas siempre serán los mismos, claro está que, dependiendo de la gravedad del asunto pueden ser más intensos o leves.

  • Generalmente el problema se puede presentar en alguna de sus patas traseras, y notas que tiene dificultad al apoyarla. Muchas veces se confunde con solo sentir dolor en uno de los dedos porque mantiene la pata arriba, y evita colocarla en el piso.
  • Toda la zona que se encuentra rodeando la rodilla la observas inflamada, y con un dolor intenso al tocarla.
  • Al momento de sentarse, la pata que se encuentra afectada suele dejarla completamente extendida y evitando el mayor contacto posible.
  • Si ha pasado mucho tiempo desde el momento de la lesión, muchas veces los perros pueden caminar apoyando la pata, pero, en el momento del descanso intentan no tener contacto con la misma, además se observa más rígida.
  • Dolor de forma repentina que puede generarse al estar jugando o realizando ejercicios intensos.
Leer también:  ¿Por qué mi perro está orinando mucho?

Sin embargo, debes tener en cuenta que, los síntomas también dependen del tipo de perro que sea, ya que, quizás los de algunas razas pueden percibir el dolor más intenso que otros.

¿Cómo se diagnostican los problemas en las rodillas?

El primer diagnóstico que se realiza es a través del examen físico, de esta forma el veterinario puede determinar la pata que se encuentra afectada. Además puede pedirle a tu mascota que camine para evaluar la forma en la que genera su marcha y si presenta algún dolor al apoyar sus patas.

También se realiza un examen físico en donde se evalúa la capacidad de todo el aparato locomotor, y consiste en flexionar y extender las articulaciones para verificar su funcionamiento. Es un estudio que muchas veces puede ser doloroso para el perro, por lo tanto, se recomienda sedarlo.

Otro método de diagnóstico es realizar radiografías de la zona afectada, sin embargo, también es un estudio en el que se debe sedar a tu mascota para evitar que se generen falsos resultados por la intranquilidad que puede tener durante el procedimiento.

Este último método es muy utilizado, sobre todo cuando existen sospechas de que la lesión tiene mucho tiempo, porque es uno de los estudios más confiables para el diagnóstico. Si te interesa todo el tema relacionado con el diagnóstico, te recomendamos leer sobre otras enfermedades, como ¿Por qué mi perro amanece mojado?

mi perro tiene problemas en las rodillas

Tratamiento

El tratamiento depende de la causa exacta que esté generando el problema, de la edad, y la gravedad del asunto, pero las lesiones de rodillas en los perros generalmente reciben el mismo tratamiento.

Leer también:  ¿Cómo poner el bozal a un perro? pasos y hábito

Cuando se trata de un perro de raza pequeña, el tratamiento puede ser únicamente mantenerse en reposo durante unas cuatro o seis semanas desde el diagnóstico, y en caso de que se presente inflamación y exista dolor, también reciben la administración de analgésicos y antiinflamatorios.

Sin embargo, cuando los casos son más graves y complicados, el tratamiento puede ser realizar una cirugía, y posteriormente hacer rehabilitación de la zona afectada. Es importante que, este procedimiento se lleve a cabo rápidamente para evitar que la rodilla pueda empeorar.

 ¿Cuál es el pronóstico de las lesiones en las rodillas de mi canino?

El pronóstico depende específicamente de la magnitud del problema, y también de la rapidez con la que sean atendidos todos los síntomas. Si tu mascota recibe un diagnóstico temprano, su recuperación será positiva y en un menor tiempo.

Recuerda que, lo más importante es que tu mascota pueda recibir un buen diagnóstico para que el tratamiento que se le administre sea el correcto y se pueda recuperar rápidamente.

Deja un comentario