¿Por qué mi perro tiene espasmos?

Los espasmos musculares en los perros son contracciones involuntarias y rápidas de los músculos, estos pueden ser causados por una variedad de factores, incluyendo el estrés, el dolor, el calor, la deshidratación, la hipoglucemia, la intoxicación por drogas o la enfermedad. Sigue leyendo y encontraras unos consejos que te pueden ayudar para saber por qué tu perro tiene espasmos.

Aunque los espasmos musculares pueden ser incómodos para los perros, por lo general no son peligrosos y desaparecen por sí mismos, sin embargo, si tu perro está teniendo espasmos musculares repetidos o si los espasmos duran más de unos pocos segundos, es importante consultar a un veterinario. Los espasmos musculares pueden ser un signo de un problema de salud subyacente más grave, como la enfermedad de Addison, la enfermedad renal o el cáncer.

Causas de espasmos en los perros

Los espasmos son contracciones musculares involuntarias que pueden ser dolorosas, que a menudo se producen en perros durante el sueño o después de hacer ejercicio. Los espasmos musculares pueden afectar a cualquier músculo del cuerpo, pero las patas traseras son las más comúnmente afectadas.

Los espasmos pueden ser leves o severos, y pueden durar unos segundos o unos minutos, y en algunos casos, los espasmos pueden ser tan intensos que el perro no puede moverse. Estos son un síntoma de varias condiciones médicas, y es importante identificar la causa para poder tratarla adecuadamente. A continuación mencionamos las causas más comunes de espasmos musculares en perros:

  • Deshidratación: Los perros pueden sufrir deshidratación por no beber suficiente agua o por haber perdido mucho líquido a través de la diarrea o el vómito, ya que los perros con deshidratación tienen un mayor riesgo de sufrir espasmos musculares, te recomendamos que aprendas sobre cómo saber si mi perro esta deshidratado.
  • Desnutrición: Una dieta pobre en nutrientes o la falta de vitaminas y minerales esenciales pueden causar espasmos musculares, ya que los perros que no reciben suficientes proteínas, vitaminas del grupo B y calcio tienen un mayor riesgo de sufrir espasmos, es bueno conocer sobre qué vitaminas necesita mi perro, para mantenerse saludable
  • Ejercicio intenso: Los perros que hacen ejercicio de forma regular pueden sufrir espasmos musculares si no reciben suficiente descanso o no beben suficiente agua. El ejercicio intenso puede causar deshidratación y desequilibrio de electrolitos, lo que aumenta el riesgo de espasmos.
  • Condiciones médicas: Algunas condiciones médicas pueden causar espasmos musculares. Las condiciones más comunes son la rabia, la enfermedad de Addison, la enfermedad de Cushing, el hipotiroidismo y la enfermedad renal. También se han reportado espasmos musculares en perros con insuficiencia cardíaca, enfermedad hepática y diabetes.
Leer también:  ¿Los perros hacen daño en el embarazo? Mito y realidad

Por qué mi perro tiene espasmos

El tratamiento según su causa

El tratamiento de los espasmos musculares en perros depende de la causa:

  • Si la causa es deshidratación, se debe administrar líquidos intravenosos para rehidratar al perro,
  • Si la causa es desnutrición, se debe corregir la dieta del perro y asegurarse de que está recibiendo suficientes nutrientes esenciales, en cambio
  • Si la causa es ejercicio intenso, se debe dar descanso al perro y asegurarse de que está bebiendo suficiente agua.
  • Si la causa de los espasmos es una condición médica, el tratamiento se dirigirá a la condición subyacente. Por ejemplo:
  • Si la causa es rabia, se debe administrar una vacuna contra la rabia.
  • Si la causa es enfermedad de Addison, se debe administrar un tratamiento de corticosteroides.
  • Si la causa es enfermedad de Cushing, se debe administrar un tratamiento con inhibidores de la adrenalina.
  • Si la causa es hipotiroidismo, se debe administrar un tratamiento con hormona tiroidea.
  • Si la causa es enfermedad renal, se debe administrar un tratamiento de diálisis o trasplante renal.

En algunos casos, los espasmos musculares pueden ser un síntoma de un problema más grave. Si los espasmos son frecuentes o se acompañan de otros síntomas, se debe consultar a un veterinario, ya que él te puede orientar a cómo cuidar a un perro enfermo, y los cuidados que necesita.

Deja un comentario